Share Button

Han transcurrido tres años desde el nacimiento de este blog, con aquella puerta que se abría -símbolo de un camino nuevo que estaba por descubrir- y la puerta sigue abierta como el primer día. Abierta a la ilusión certera de compartir en imágenes lo que veo y lo que siento en mi día a día, transformando cada instante vivido en algo eterno.

Y  con esta fotografía que hoy publico y que es la número 1.000, continúo el camino aprendiendo de profesionales y aficionados cuyas fotografías y experiencias son, siempre, fuente de inspiración.

Gracias a los que durante el recorrido de estos años me animáis a seguir y estáis tan cerca, ya sea a través de este blog o de las redes sociales.

La puerta sigue abierta-Arantxa Sampedro